¿Cómo transportar la tabla de surf en tu coche?

Tu tabla de surf es tu símbolo de libertad, de desconexión. Sin embargo a veces este símbolo se convierte en una complicación cuando tienes que transportarlo hasta la playa. Y es que, aunque a muchos nos gustaría tener el mar debajo de casa, en muchas ocasiones nos toca cargar con la tabla cientos de kilómetros. Saber cómo transportarla correctamente te evitará sorpresas inesperadas.

¿Se puede llevar la tabla dentro del vehículo?

El Reglamento General de Circulación prohíbe “conducir un vehículo sin cuidar de la adecuada colocación de los objetos transportados para que no interfieran en la conducción” y eso implica el transporte de la tabla de surf dentro del coche con el asiento del copiloto plegado. 

Esta práctica no sólo puede ocasionarte una multa de hasta 200€ sino que además puede tener graves consecuencias. En caso de accidente los bultos mal asegurados dentro del coche multiplican su peso y pueden convertirse en un elemento peligroso para el conductor y los pasajeros.

Transportar las tablas en la baca del coche

Ya sea rígida o blanda, la baca es un instrumento seguro y legal para transportar tus tablas de surf. Las tablas se deben colocar con el “nose” hacia delante y las quillas apuntando hacia arriba, utilizando al menos dos cintas de amarre para fijarlas bien y evitar que resbalen. 

Si llevas más de una tabla deberás apilarlas unas sobre otras colocando la más grande debajo.

Vehículos adecuados para auténticos fans del surf

Si realmente vives para el surf, quizás sea el momento de plantearte adquirir un Vehículo Comercial Volkswagen que te permita disfrutar intensamente de tus viajes en busca de las mejores playas y disponga del espacio suficiente para transportar tus tablas con total seguridad y comodidad. La California, la Caddy o la famosa Multivan de Volkswagen son los modelos más populares entre los amantes del surf. 

La Volkswagen California define en sí misma un estilo de vida: joven, libre y lleno de vitalidad. Incluye un techo elevable que se convierte en una zona de descanso para hasta cuatro plazas. Si lo tuyo es viajar sin rumbo ni compromiso en busca de las mejores olas, la California se convertirá en tu segundo hogar: una casa sobre ruedas con vistas a donde tú quieras. 

Para los más nostálgicos, la Multivan es otra buena opción para disfrutar de tus viajes a la playa con amigos y revivir el espíritu hippie de los 60 a través de uno de los modelos más icónicos de Volkswagen. Además es perfecta si necesitas un vehículo para disfrutar tanto en tu tiempo de ocio como en tu trabajo diario, con un gran espacio de carga y hasta siete asientos. Por su parte la Caddy es ideal para hacer escapadas a la playa en solitario o en pareja. Su parte trasera permite modificaciones para transformarla cada noche en un pequeño dormitorio con ruedas.