Cómo recurrir una multa que te han puesto en el extranjero

Volver de vacaciones no gusta a nadie, para qué nos vamos a engañar. Y si a tu vuelta a la rutina le añadimos una cuantiosa multa de ese viaje en coche por el extranjero, el síndrome post vacacional se multiplica. ¿Cómo puede ser? Pero si no te has saltado ni un semáforo…

¿Alguna vez te has preguntado qué ocurre con las multas que nos ponen en otros países? ¿llegan a sus destinos? ¿o bien desaparecen como las postales que mandas? ¿realmente las autoridades de tráfico son capaces de cruzar datos de forma eficiente? ¿dónde se pagan esas multas de tráfico? En este artículo encontrarás la respuesta a estas grandes preguntas y, si por desgracia te han multado, te orientaremos para que saldes tu deuda con el extranjero. ¡Empezamos! 

Las multas en el extranjero sí llegan. 

Sentimos ser portadores de malas noticias, pero sí, las multas del extranjero llegan. Las autoridades, sobre todo las europeas, se han puesto las pilas para que ningún infractor se libre de pagar sus multas. Desde 2011 los departamentos de tráfico europeos cooperan entre ellos -excepto Reino Unido, Irlanda y Dinamarca- y los estados comparten información de sus registros de vehículos (bastidor, marcas y modelos de coche, país de matriculación, licencias de conducción o titular, entre otros). Todo queda registrado, por lo que la DGT y el país en cuestión se asegurarán de que recibas una carta certificada a tu domicilio.

Si te ha llegado una multa de un país de la Unión Europea tendrás que dirigirte al consulado o bien a la página web del país. Ahí encontrarás indicaciones sobre cómo pagar la sanción, sobre los posibles descuentos a los que puedes acogerte por pago rápido o te orientarán sobre cómo recurrir una multa tráfico en el extranjero, en caso de no estar conforme. Por lo general estos trámites están disponibles en castellano, por lo que es una gestión fastidiosa pero comprensible. 

Y si te preguntas… ¿Cómo puedo saber si tengo multas pendientes? Esta gestión también sirve para saber si te han multado sin recibir ninguna notificación.

Desde Das WeltAuto te recomendamos revisar concienzudamente los datos de la sanción. Asegúrate de que no haya un error (vehículo, carretera, fechas) y de que te hayan mandado la información en tu idioma para que los motivos de la denuncia sean entendibles.

¿Qué pasa si no pago una multa en el extranjero?

Pues depende de qué sistema tenga cada país para reclamar las multas. Antes te hemos contado que la normativa europea contempla cruzar datos entre países para notificar las multas, sin embargo, en caso de impago no contempla que puedan realizarse ejecuciones forzosas entre países.

¿Cómo es eso posible? Este limbo en el cobro es consecuencia de cómo se reclaman las sanciones: o bien a través de la Agencia Tributaria o bien a través de los juzgados. En Alemania o Países Bajos, por ejemplo, las sanciones se tramitan por la vía judicial por lo que un impago de multa de tráfico se transformará en un embargo: ejecutarán judicialmente la sanción y embargarán el importe de tu cuenta sin pestañear. En cambio, otros países reclamarán la sanción por vía no judicial y, si esa multa en el extranjero no se abona, no podrán ejecutar un embargo. 

¿Significa eso que no debes pagar? En absoluto. Aquél que esté valorando si hay que pagar las multas de tráfico en el extranjero o bien ignorarlas, debe saber que cada vez es menos frecuente que las sanciones queden impunes. Además, llegar a conocer qué sistema de reclamaciones y cobros utiliza cada país de Europa y sus zonas grises para evitar las sanciones, es realmente complicado… ¡Y pueden actualizarse en cualquier momento! Por eso, muchos conductores prefieren pagar la multa al momento y beneficiarse de los descuentos por pago inmediato.

Así que, en resumen, ahorrarte una multa de tráfico que te han puesto en el extranjero es poco probable.

¿Cuáles son las multas más habituales?

Según la vigente normativa solamente puedes recibir multas del extranjero por 8 tipos de infracciones… que, dicho sea de paso, son las más comunes. ¿Imaginas de qué sanciones hablamos?

Encabeza la lista el exceso de velocidad. Rebasar la velocidad permitida en España puede acarrear una pérdida de entre 2 y 6 puntos, además de una multa de 170 a 500 euros. ¡Y esta sanción puede ser aún más gorda en otros países! 

La falta de cinturón de seguridad y saltarse los semáforos son los siguientes en el cuadro de honor. O deshonor, en este caso. Aquellos conductores que crean que las normas de circulación no se aplican fuera de casa, descubrirán equivocados que estos comportamientos también son sancionados en el extranjero. ¡No te la juegues! 

¡Y seguimos con la lista! Usar el móvil al volante es otra infracción habitual en el extranjero, además de una distracción grave. ¡Y tiene doble delito! Primero por ser un comportamiento inadmisible, y segundo porque los vehículos de hoy incluyen conectividad suficiente como para que no apartemos jamás los ojos de la carretera. Y si lo no crees, puedes comprobarlo tú mismo en nuestro buscador de coches de ocasión.

Otra infracción habitual de conductores y conductoras españoles en el extranjero es circular por un carril prohibido. Una sanción fácilmente evitable, que tiene más que ver con la desorientación que supone circular en un lugar desconocido que con la mala conducción en sí. Desde Das WeltAuto solo podemos recomendarte mantener la mente fría para permanecer concentrado en la carretera. ¡Y por supuesto tener mucho ojo con lo que te sugiera Google Maps! 

Las siguientes en esta lista de 8 infracciones por las que pueden multarte en el extranjero son comportamientos graves: circular en estado de embriaguez o conducir bajo el efecto de las drogas o no llevar casco en caso de motoristas.  

Consejos antes de un viaje en coche al extranjero.

Dicen que la prevención es la mejor cura, y esa cita también es válida si hablamos de futuros viajes en coche o sobre evitar multas. Si planeas visitar algún país de la Unión Europea en el futuro, debes saber que la DGT recomienda conocer las normas de circulación del destino. Es más, te ayudará a conocerlas con herramientas digitales súper interesantes. 

Una de estas herramientas es la web oficial de transportes de la comisión europea. Ahí encontrarás un mapa interactivo en castellano que te permite elegir cualquier país miembro de la unión y, con un solo clic, conocer las principales normativas relativas a la conducción: límites de velocidad, normativa de seguridad general, límites en el consumo de alcohol al volante y otras normas específicas de ese territorio. Incluso podrás comparar países o temas entre ellos.

Y si prefieres aprender jugando, los organismos oficiales han creado la entretenida app Going Abroad. ¿Te gustaría aprender las normas de circulación mientras te diviertes? ¡Esta aplicación es para ti!

Ahora que tienes claro cómo prevenir una sanción y cómo gestionar una multa en el extranjero, ¿estás listo/a para tu próximo viaje? Solo necesitas el vehículo adecuado y, con ese tema, también podemos ayudarte. 

Visita nuestra web y descubre el catálogo de coches multimarca garantizados más completo de Internet. Encuentra tu próximo Volkswagen, SEAT, Skoda o furgo Volkswagen de segunda mano con garantía oficial y revisión completa listo para la carretera. ¡Solo tienes que pulsar el botón!

Descubre más artículos