9 revisiones para realizar a tu coche en tus viajes de invierno

9 revisiones para realizar a tu coche antes, durante y después de un viaje de inverno
9 revisiones para realizar a tu coche antes, durante y después de un viaje de inverno

9 revisiones para realizar a tu coche antes, durante y después de un viaje de invierno

Viajar es siempre una buena idea, y con la libertad que te da conducir tu coche, disfrutar de la carretera en invierno es un placer. ¡Y de los buenos! Los meses de frío ponen ante ti un horizonte nevado de paisajes de postal y aventuras bajo cero por descubrir. ¿Listo/a para meter la directa hacia tu próximo viaje a la nieve?

Si ya estás pensando en tu próxima ruta invernal por carretera, no te pierdas nuestros 9 consejos para chequear en tu coche antes, durante y después de tu viaje de invierno. Winter is coming… ¡Y con Das WeltAuto estarás más preparado/a que el mismísimo Jon Snow!

Antes que el viaje arranque motores: revisiones básicas

1. Consulta la previsión del tiempo y el tráfico.

A menudo las prisas por empezar un nuevo viaje dejan en punto muerto las revisiones más básicas que todo conductor debe hacer antes de salir a la carretera en invierno. ¡No lo permitas! Consultar las condiciones meteorológicas previstas, así como el estado del tráfico y las carreteras en la página web de la DGT, son dos puntos claves para el éxito de tu viaje que te costarán 5 minutos de tu tiempo como máximo.

2. Neceser de invierno: lleva contigo todo lo necesario. 

¡Toma buena nota! Esta lista contiene todos los porsiacasos que debes llevar en tu coche de segunda mano antes de empezar un viaje los fríos meses de invierno. Y toditos caben en el maletero de tu Das WeltAuto, sea el modelo que sea…

3. Hágase la luz: limpia faros y parabrisas a conciencia.

¿Sabías que si el parabrisas de tu coche de ocasión está sucio se empañará antes que si está limpio? Por eso es importante limpiarlo a conciencia aplicando una capa anti-vaho en las lunas, incluso cuando a primera vista lo veas todo impoluto. ¡En invierno hay que tener mil ojos! Y en el caso de los faros, la historia es tres cuartos de lo mismo. Unos faros o pilotos sucios pierden eficacia, con lo que verás peor el camino a seguir. Y especialmente si echan sal a la carreta, en caso de nevada, porque esta creará una fina película que absorberá la mitad de la luz de tus faros. ¡Parece increíble, pero es cierto!

Y esto no es todo. Si no limpias los faros de tu coche de segunda mano, también te verán peor los otros conductores…

4. Échale un ojo a tus neumáticos.

Antes de un viaje, sea verano o invierno, debes revisar que las gomas de tus neumáticos estén en buen estado. ¡Sobre todo en invierno! En caso de lluvia la distancia de frenada de un neumático desgastado aumenta que da miedo (en plan novela de Stephen King) y puede necesitar más de 18 metros para frenar yendo a 80 Km/h. ¡Realmente terrorífico! Anticípate a cualquier problema y revisa la presión y la profundidad del dibujo. Incluso plantéate cambiar tus neumáticos por unos de invierno. 

¿Quieres saber más sobre seguridad? Échale un vistazo a nuestro artículo 5 puntos que debes revisar en tus neumáticos  y empápate de sabiduría.  

5. Comprueba la batería. ¿Necesita una puesta a punto?

Antes de viajar en coche suele recomendarse revisar la batería, pero… ¿es necesario? Efectivamente, lo es, y ahora te contamos por qué motivo. 

Hay elementos de tu coche de segunda mano, como las luces del vehículo o los limpiaparabrisas, que usas más de lo habitual en invierno a causa de la lluvia, la nieve o la falta de luz en general. Debido a ese uso, la batería tiene un desgaste extra, y por eso conviene revisar su capacidad de carga antes de un viaje de invierno. ¡Especialmente si la batería está entrada en años!

Durante el viaje. ¡No bajes la guardia!

6. Cuidadito con los charcos. Y con el hielo.

Unos artículos atrás te dimos 7 consejos para conducir bajo la lluvia  y, para no repetirnos, hoy te hablaremos de algo nuevo. Algo mucho peor que conducir con charcos: ¡Conducir con charcos congelados! Y es que en invierno la madre naturaleza baja tanto las temperaturas que el agua se hiela en la carretera formando charcos de hielo traicioneros. Que, para colmo, pueden tardar horas en deshelarse. Por suerte, en Das WeltAuto tenemos un pequeño truco para que detectes los charcos de hielo. ¡Grábatelo a fuego!

7. Vigila con la nieve. ¡Que no te atrape!

Si conduces habitualmente te habrás quedado atascado/a en la ciudad más de una vez. Nada que no solucione una buena canción y un poco de paciencia. Sin embargo, quedarse atrapado/a en la nieve durante un viaje de invierno es otro cantar. Si alguna vez te sucediera esto, ahí va un consejo para conducir tu coche de segunda mano. 

Otro truco para arrancar en la nieve, en este caso sobre una superficie altamente deslizante, es girar las ruedas con suavidad. Si ves que con la primera no lo consigues, arranca en segunda, tercera o incluso cuarta. Aunque tu embrague patine. Eso sí, asegúrate de que no salgan señales de humo de debajo del capó del coche. 

Después del viaje, unos últimos chequeos.

8. Si hay barro en tu coche, no pospongas limpiarlo.

Si viajas en invierno es posible que dejes tu coche de segunda mano aparcado a la intemperie y que, algún que otro día, caiga una tormenta. Si es de barro, debes saber que la lluvia de barro es agua con polvo en suspensión y puede dañar las gomas de tu vehículo o las lunas del coche. 

9. Revisión oficial, tranquilidad garantizada. 

Tras un viaje, especialmente si has expuesto tu coche de ocasión a lluvia, nieve u otras condiciones adversas, es recomendable hacerle un chequeo. Asegúrate de llevar tu coche a tu taller de confianza Das WeltAuto y lo tendrás listo para la acción en un plis plas. ¡Garantizado! 

Das WeltAuto.

No busques. Encuentra.


Encuentra tu Coche de Ocasión con Distintivo Ambiental

Descubre más artículos